Existen muchos parámetros dentro de un sitio web que son importantes por muchos factores y que poseen un papel clave en el rendimiento del mismo. Uno de ellos es la velocidad de carga web. Después de todo, es un factor que afectará directamente a la experiencia de los usuarios en el sitio web. En ese sentido, disponer de un sitio web que carga muy lentamente puede tener consecuencias muy graves en nuestros resultados y en la consecución de nuestros objetivos de negocio. Vamos a explicarte de manera más concreta por qué.

Velocidad carga web

La primera de las razones por las cuales resulta trascental disponer de una buena velocidad de carga web es obvia: los usuarios odiamos que internet nos haga esperar. Es así de sencillo. Si una página web tarde una eternidad en cargar nos vamos de ella y probablemente no volvemos. Por eso es tan importante disponer de una velocidad de carga óptima durante todo el tiempo. Para no perder usuarios y, con ello, conversiones en caso de que nuestro sitio web corresponda a un proyecto de negocio. Es una pérdida de oportunidades.

El segundo gran motivo es Google. El gran buscador utiliza un algoritmo muy completo para determinar qué posición ocupa cada página web en las SERPS, es decir, en las páginas de resultados del buscador. Dentro de ese algoritmo conviven cientos de parámetros inteligentes, algunos de los cuales podemos controlar. Uno de los más relevantes es, efectivamente, la velocidad de la página web. En caso de que esta cargue lento y los usuarios la abandonen con frecuencia, Google penalizará la página. El diseño y desarrollo afectan al SEO.

Medir velocidad página web Google

¿Sientes que tu página web carga lenta? Puedes optimizarla. Pero antes necesitas información. Ahí es donde las herramientas de medición de la velocidad de mi página web se vuelven tan valiosas. Y es que esas apps nos indican cuantificadamente cuál es la velocidad de nuestra página, lo que nos permite averiguar si posee margen de mejora. En caso de que sí, el siguiente paso lógico es implementar soluciones de optimización de la página web que nos permitan ganar segundos y milésimas. Todo cuanto. Internet va a mil por hora.

Hay muchas. En internet puedes encontrar una enorme cantidad y variedad de aplicaciones que funcionan como un test de velocidad de la página web. Hablamos de herramientas como Pingdom Tools, GTMetrix, WebPagetest o dos pertencientes a Google muy pero que muy precisas y útiles: en primer lugar, PageSpeed Insights, que permite analizar el rendimiento web y además proporciona consejos de mejora; y en segundo lugar, Test My Site, que permite hacer lo propio pero para dispositivos móviles. Algo muy necesario.

Test velocidad página web

Un test de velocidad de página web nos aporta una información que tenemos que usar en nuestro propio beneficio, tanto si tenemos una mala velocidad y queremos solucionarlo como si tenemos una velocidad que cumple nuestras expectativas pero queremos mejorarla. En ese sentido, esa información nos predispone a implementar acciones de optimización. Desde Impacto SEOmarketing queremos darte algunas de ellas para que puedas aplicarlas en tu sitio web. Somos más conscientes que nadie del valor de la velocidad de carga.

Por eso lo primero que debes hacer es seleccionar una buena plataforma como WordPress o Prestashop. Un factor muy importante, ya que las plataformas de poca calidad ralentizarán el rendimiento de nuestra web. También es muy importante optimizar las imágenes para que no pesen demasiado, pero sin perder calidad, ya que entonces afectaría igualmente a la experiencia de usuario. Otras acciones para mejorar la velocidad web son eliminar los plugins innecesarios, elegir una plantilla eficiente y hacer mantenimiento web.